Reciclaje de los medicamentos: Punto SIGRE

Los medicamentos, como todos sabemos, correctamente administrados, son buenos para la salud, pero cuando ya no los necesitamos, se convierten en un RESIDUO (contaminante orgánico emergente) que, puede ocasionar riesgos medioambientales y sanitarios si se mezclan con la basura doméstica o se tiran por el desagüe y por tanto deben reciclarse adecuadamente.  

Programa De Hoy No Pasa RTPA.

13 de noviembre de 2015

Farmacia Ramírez de Diego cuenta con diploma de ECOFARMACIA emitido por SIGRE.

¿QUÉ DEBEMOS HACER CON LOS MEDICAMENTOS USADOS?

Con el objetivo de evitar un mal uso de los medicamentos y contribuir a la preservación de nuestro entorno, las más de 450 farmacias asturianas disponen con carácter permanente de unos contenedores especiales para depositar los medicamentos usados, caducados o en mal estado que se tengan en casa.

En ningún caso los medicamentos usados, caducados o en mal estado se deben tirar a la basura (aunque sea de reciclaje) ni mezclar con otros residuos, ya que son altamente contaminantes para las personas, los animales y el medio ambiente en general.

Las farmacias lucen un distintivo especial para facilitar su identificación. El Punto SIGRE está ubicado exclusivamente en las farmacias (ni ambulatorios ni puntos limpios) por motivos de seguridad y salud pública, ya que de esta forma los residuos de medicamentos permanecen en todo momento custodiados por profesionales farmacéuticos.

El símbolo SIGRE indica que el laboratorio fabricante está adherido a SIGRE, único sistema integrado de gestión de medicamentos autorizado en España por las autoridades sanitarias y medioambientales, lo cual garantiza que tanto los envases como los residuos de medicamentos que pueda contener van a recibir un tratamiento medioambiental adecuado una vez que el ciudadano los deposita en el Punto SIGRE.

LOS MEDICAMENTOS UNA VEZ DEPOSITADOS EN EL CONTENEDOR DE LA FARMACIA

Los medicamentos que se depositan en un contenedor son recogidos periódicamente y trasladados a una planta de selección y clasificación, donde serán separados según el tipo de material del envase (cartón, plástico y vidrio) y puestos a disposición de plantas especializadas para su reciclado. Una vez clasificados, los restos de medicamentos serán eliminados mediante gestores de residuos autorizados que aseguran su correcto tratamiento de acuerdo con la legislación vigente.

En ningún caso pueden ser objeto de donación, ya que lo prohíbe expresamente la AEMPS

¿QUÉ MEDICAMENTOS DEBEMOS LLEVAR A LA FAMACIA?

Revise periódicamente el contenido de su botiquín, por lo menos dos veces al año, y lleve a su farmacia todos aquellos medicamentos que ya no toma, caducados, en mal estado o los que carecen de prospecto o envase original. En los contenedores de la farmacia deberemos depositar:
  • Todos los restos de medicamentos caducados o no utilizados y sus envases deben llevarse al Punto SIGRE de la farmacia cualquiera que sea su presentación: pastillas, jarabes, pomadas, grageas,…
  • Los envases que han estado en contacto con el medicamento (frascos, blíster, tubos, aerosoles, ampollas, etc.) aunque estén vacíos, deben ser tratados de forma específica. Para ello, deben depositarse en el Punto SIGRE.
  • Para poder identificar los distintos tipos de medicamentos y los envases que los contenían y darles el correcto tratamiento, deben llevarse al Punto SIGRE dentro de su caja de cartón.
  • También admite algunos productos de parafarmacia (de nutrición, dietética, higiene, etc.) que deben ir identificados con el logotipo SIGRE en el envase para poder ser depositado en el contenedor blanco.
 No depositar:
  • Productos químicos
  • Radiografías
  • Termómetros
  • Agujas
  • Gasas
  • Pilas
   

Deja tu comentario

  • (will not be published)

*